La señora maestra Daisy Tourné, que hace de Ministro del Interior en Uruguay -en Uruguay es muy normal que la gente no «sea», sino «hace de»: hay su diferencia- y que está aprendiendo su tarea, dice que está en contra de la política de Tolerancia Cero hacia las drogas. Que eso lo ha oído en congresos internacionales.

Un tema muy social muy complicado. Dudo mucho que la Sra Ministro sepa cómo clasifican las drogas en Inglaterra y la lucha contra el narcotráfico. Como esa lucha parece un fracaso lo contaremos otro día. Pero algunos jueces ingleses practican la tolerancia cero (o zero, en inglés) no sólo hacia la droga sino hacia el alcohol.

Este juez, por ejemplo. Te pilla borracho y violento, peleas y tal, a la cárcel te manda. Si te pilla con droga, más. Para que el centro de la ciudad sea un lugar seguro.

zero-tolerance-juez-ingles.png

El problema es cuando el inglés sale de la isla, de vacaciones y se encuentra con países donde hay no ya tolerancia, sino indiferencia hacia el crimen y el delito, y complicidad de las autoridades.

cloud-antigua.jpg

Este negrito zumbón de la foto es un camello y delincuente de Antigua, una isla del Caribe. Acusado de asesinar a tiros en la cabeza a una pareja de ingleses que fueron ahí en luna de miel. Para robarles.

Este de abajo es un brasilerito destripador, que asesinó y descuartizó a una adolescente inglesa que se había hecho novia de él en Londres, para desgracia de ella.  Por supuesto que era también otro camello.  Parece que no era la primera que descuartizaba, por el pueblo han aparecido varias, destazadas. Pero como eran brasileras a nadie le importaba.
brasilero-destripador.png

Hay que tener mucha tolerancia con los monstruos, que Uruguay sin ladrones, estafadores, asesinos, camellos y basura humana no podría vivir.

¡ Todos a la calle !  Que la ministro Tourné se los va a llevar a vivir a su escalera.

Por Armando

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.