Defender la naturaleza no es difícil he aquí un simple proyecto

En el monte, en un rincón de un parque natural, en un baldío construya algo parecido a esto, con materiales abandonados. Que le quede hermoso.

Esta estructura tiene 6o cms de altura, no hace falta más. Un verdadero rascacielos para los insectos.

Tubos, distintos diámetros abiertos a ambos lados.  Las abejas pequeñas y abejorros, NO la Apis melifera o sea la abeja de miel (que puede ser un poco peligrosa sobre todo en Sudamérica), pero miles de especies diferentes de abejas solitarias que hay, y que no pican, harán en esos tubitos su nido.

Los troncos hay que perforarlos con un taladro, para que los insectos, arañas e invertebrados aniden o se escondan en ellos.

Arriba como un cajón abierto, la base de tela asfáltica o de papel embreado o de plástico puede ser y un poco de tierra y sembrar plantas resistentes a la sequía, cactus puede ser, uva de pastor, etc.

Otra manera más fácil son cajas de madera descartadas (o de cartón fuerte) y disponerlas, hay que atarlas o clavarlas para que no las vuele el viento, mejor protegidas por algún árbol o arbusto. En alguna se pone tierra y plantas, otras de los tubitos y troncos perforados , con las bocas abiertas a diferentes orientaciones. Algo así como esto.

Ciudad de los Abejorros

El dibujo es precioso, pero las alturas son algo exageradas. Si se clava en el suelo un poste viejo de alambrado, incluso un palo de escoba largo y las cajas se ensartan en el palo, luego rellenar con los tronquitos perforados, maderas, cañas y juncos esas lagunas casi muertas van a tener una gran vida.  Recordemos que los insectos serán cazados por ranas y pájaros, incluso peces si caen al agua.

Si tiene una laguna o un  arroyo cerca una manera fácil de alimentar a los peces (y ranas y tortugas que haya) es clavar una caña larga o una vara y colgar sobre el agua protegida por una red (por ejemplo esas bolsas-red en que vienen las naranjas) algún ave muerta, o un pollo o entrañas sin valor de una oveja o algo así.

Las moscas inmediatamente la invaden y las larvas se caen al agua de forma irregular, una lluvia alimenticia que se comerán los peces. Esto es suficiente para que un arroyo casi muerto donde tienen las tarariras gran dificultad de encontrar alimento y no puede mantener ni una cada 500 mts tenga así un arroyo muy bien provisto de peces.  Conque lo haga una vez por mes alcanza para tener un impacto considerable en la productividad.

Por Armando

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.