No se enteran, la Inteligentsia española precipita a nuestro país a la catástrofe.

La única forma de reducir el daño causado por el mayor paro de la historia es hacer frente a las razones que lo están originando: la mortalidad empresarial derivada del grave racionamiento del crédito y la ausencia de demanda para aquellas otras empresas que puedan funcionar sin crédito. Y esto exige algo más que una reacción rápida a malos datos de paro: un plan de respuesta en el que la inversión pública facilite igualmente la transición a un patrón de crecimiento menos vulnerable y más competitivo. Editorial de el País/Madrid 7-3-2009

No habrá crecimiento económico, porque ya no puede haber crecimiento económico porque al haberse alcanzado El Pico Petrolero y como el crecimiento económico exige consumir más energía Y ESO YA ES IMPOSIBLE no habrá aumento de la producción, ni aumento del consumo, ni aumento del comercio, ni expansión industrial, ni expansión financiera, ni aumento del crédito y la deuda porque todas y cada una de esas cosas y muchas más requieren aumento de la producción y consumo de petróleo, y eso es ya imposible PARA SIEMPRE.

Lo único que hay es aumento de la población que se sigue reproduciendo exponencialmente y precipita a la Humanidad (y a España por supuesto antes que a otros) a la Catástrofe Maltusiana. La ignorancia de nuestros gobernantes e intelectuales ( lo que yo llamo la Inteligentsia) nos precipita a una catástrofe peor que la de la invasión de los bárbaros del Norte, o la Invasión Musulmana o Napoleón.

Aunque la Naturaleza es implacable: la esperanza de vida por primera vez ha descendido.  «Morirse es una costumbre que sabe tener la gente», Borges. Y ahora la gente se muere más y antes.

Sepa cómo salvarse.  Si vive Ud. en una gran ciudad venda el piso (o le servirá de nicho) mientras tiene valor, compre una casa con terreno en una provincia poco habitada y de mal clima (Extremadura, Soria, etc) y enséñese a cultivar papas, boniatos y hortalizas y árboles como higueras, pecan, nogal, etc. Acondicione la casa como para vivir estilo los abuelos: candiles, paredes bien aisladas. Y cómprese un fusil, diga que es para cazar el jabalí.

Por Armando

2 comentarios en «Patrón de Crecimiento, dice El País, Madrid»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.