La más importante zona económica del mundo

Se puede Ud entretener con este esquema o diagrama tipo Venn, que muestra los estados europeos y otros estados económicamente relacionados. Identifique las banderas y los países y las diferentes maneras de asociación.

Son incluso más de los que aparecen en el esquema: Groenlandia, que es un país independiente pero dentro de la corona de Dinamarca no figura, pero está.

Como ven hay un núcleo duro, la Eurozona o sea los 15 (16 banderitas, por que están las islas de Malta y Chipre) que tienen el euro como moneda común a todos.

Luego otro conjunto externo, que no está en el Euro pero con el anterior forma la Unión Europea, y tienen su moneda propia, unas divisas como del Mickey Mouse: Reino Unido con la Libra Esterlina, Polonia con el zloty, Dinamarca, etc.

Esa elipse, el área de Schengen, son los países de libre circulación de personas. Las monedas, las que sean.

Otro conjunto económico, la European Free Trade Asociation, que incluye a Suiza.

Y el Council of Europe que incluye otros países con especial relación con Europa pero por ejemplo todos no están en la Unión Aduanera (Customs Union).

Más de 500 millones de personas en el continente más culto y dinámico del mundo, la primera potencia económica mundial -aunque no la primera potencia militar, ahí EE.UU., Rusia y China se llevan la primacía, pero con la mayor parte de Europa incluida en la OTAN/nato.

Un resultado de esta potencia económica abrumadora lo acabamos de ver. Pese a las travesuras de los griegos los intentos de los especuladores por hundir a Grecia y al euro han resultado infructuosos.  Han perdido millones en ese intento, y supongo que Soros ahora se volcará contra un enemigo más fácil o presa débil que devorar, sea la Libra, el Yen o el Dólar.

Es la Eurozona o Las Europas un poco más potente que ese lamentable engendro el Mercosur al que Chile ni se molesta en pertenecer.

EL EURO HA HECHO HISTORIA.  Puede decirse y sin exagerar que la creación del Euro es el Hecho Histórico más importante del Siglo Veinte.  Unos países que parecían tribus de bárbaros que se masacraban cada tanto ahora unidos en un proyecto común.

No me asombra que imbéciles como los periodistas ingleses que se dedican a envenenar la mente de su pueblo se pasen odiando y envidiando al euro.  La razón fundamental es bien nimia: el inglés se cree que tiene un derecho divino a ir a España y con cuatro libras comer de restaurante bueno y beber una botella de vino. Café y coñac además.  Como ya no es el chollo que era le prestan oídos a lo peor de entre ellos; ahora mismo no los voy a nombrar que ya los tengo nombrados cuando corresponde.

Por Armando

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.