Así titula Der Spiegel, probablemente el mejor semanario del mundo:

Inquietud en Wall Street

Aufregung an der Wall Street  > Miedo en Wall Street.

«Las nuevas malas noticias, el índice Dow Jones en caída libre.  Ahora es el turno del siguiente gran banco en la estela de la crisis financiera.  El gigante banco de inversiones Stanley Morgan pierde, temporalmente, más del 20%.  Aunque Stanley Morgan presentó muy buenos resultados el comentario fue:

«Das ist jetzt völlig egal»
Eso ya no importa .

Caen las acciones de Stanley Morgan -el banco que absorbió a Bear Stearns hace pocas semanas- y en general las acciones en todas las bolsas del mundo.

La Depresión Económica se extiende como un incendio.  The Guardian, hoy, en la portada de la edición en papel, que compré, dice que hay 100.000 empleos en la City en riesgo de perderse.  Para dar una idea, el que gana menos ahí son 90.000 dólares al año.  Se dispara el desempleo en el Reino Unido, en España.

Lloyds y HBOS se unirían, Por orden de Mr Brown, para capear la crisis.  Hbos posee Halifax, la hipotecaria más grande del Reino Unido.  Si Halifax cayera, Gran Bretaña se hundiría en el océano, como la mítica Atlántida.

El Libor.  [Wiipedia en Español trae una sucinta explicación] Este nombre raro, London Interbank Offered Rate es el mecanismo por el que los bancos se prestan dinero unos a otros. El tráfico normal en el Libor es impresionante. Pues bien, se ha reducido porque desconfían unos de otros, y en UK por ejemplo ha subido a 6,8%.

AIG. Una compañía de seguros casi mafiosa y despreciable, muy criticada en EE.UU. Valía 200 billions hace unos meses, valorada en en 5 billions ayer.  La han salvado in extremis poniendo más dinero que el que vale.

En Rusia la bolsa ha cesado de operar.

El petróleo cae a 90 dólares el barril ante la expectativa de falta de demanda -por ruina económica.

El Viernes Próximo.   Las podridas siempre pasan el fin de semana, así que nos enteraremos de quien es el que cae ahora.

En la White House acaban de instalar unas cortinas para que los media no vean quienes van a encontrarse con el gobierno.  En los próximos días veremos cosas sorprendentes.

Gracias Bush, por los favores recibidos.  Dentro de poco estaremos todos como estos.

Desempleados en New York, 1930

New York, 1930.  En la cola del paro.  Durante la Gran Depresión, en EE.UU., millones de personas murieron de hambre. En Europa, peor aún.  Brasil, que dependía totalmente de la exportación -como hoy- se hundió.

Esta vez será MUCHO PEOR AÚN.

Por Armando

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.