Los rumanos protestan contra los recortes del gobierno derechista de Basescu

Lo cuenta la BBC, no lo he visto en los diarios españoles, pero en Rumania hay graves protestas y violentas manifestaciones ahora mismo.

El detonante ha sido que el autoritario presidente Basescu, que preside un gobierno muy parecido al de España -meta recortes y privatizaciones- despidió a un médico, el Dr Arafat, que se había opuesto a privatización de servicios de ambulancias y otros.  Cosa rara en un país muy xenófobo, el pueblo se ha puesto detrás del Dr Arafat, que es de nacimiento palestino pero se crió y educó en Rumania, esto muestra que ese país es bastante más moderno y adelantado en su pensamiento y vida social de lo que se creen en España  –donde sólo conocen de gitanos rumanos, no rumanos y no es lo mismo.

La protesta pronto derivó a otros temas -el Dr Arafat fue retornado a su trabajo-  temas de crisis, desempleo, carestía y pobreza y cuestiones medio ambientales, y ha sido demasiado atizada por medios de comunicación que usan un lenguaje algo extremista, acusando a Basescu de dictadura, tiranía y otros excesos del lenguaje.

It is most unlikely they have read Stéphane Hessel’s Time for Outrage, but they are a perfect illustration of his message. Since 13 January about 1,000 Romanians have been gathering every evening on University Square, in the centre of Bucharest, to protest against the austerity measures imposed by the centre-right government.

«What does Romanian democracy mean?» asks a young IT specialist, Petre Tudor. «Communism fell more than 20 years ago, but our life is no better. Politicians are only interested in feathering their nest. We won’t leave the street till we have obtained agreement on early elections.»

Pensioners, students disillusioned by an education system that leads nowhere, nurses exasperated by the lack of resources: all have gathered to voice their protest. «We can’t take any more,» says nurse Adriana Vintila. «Four million Romanians have left to work abroad because they can no longer survive in their home country. I don’t want to leave; it’s the government that should go.»

 

Es muy interesante que Rumania, que fue un importante productor de Petróleo, de hecho fue el primer país del mundo que tuvo una industria productora de petróleo allá por 1837, y durante la Segunda Guerra Mundial abasteció de petróleo a la maquinaria de guerra de Hitler;  ahora ya pasó el pico de producción y producen cada vez menos (usando alta tecnología para exprimir hasta la última gota de las reservas)  pero el país importa y consume petróleo cada vez más importado, y diésel y gasolina.  Esto trae una fuerte pérdida de divisas para la pobre economía rumana, y es una de las razones por las que el standard de vida no asciende;  un factor que como ya expliqué en numerosas ocasiones está detrás de la ruina y colapso de los PIIGS -España por ejemplo importa todo el petróleo, gas, carbón (casi todo) , y Uranio que consume.

Producción (en gris), Consumo (línea negra) e Importación (en rojo) de Petróleo en Rumania

Enseñanza para España

Aunque Rumania produce poco, algo de petróleo y de gas sí que produce en su pequeña costa en el Mar Negro, comparemos con España para entender porqué todos los esfuerzos del gobierno español fracasarán en sacarnos de la crisis destructora en que estamos.

 

Como es visible a los ojos en España el consumo de petróleo ha caído en 2010 el 1,2 %, y sin duda cayó más durante 2011 pero BP aún no tiene los datos.  De todas formas está en un intolerable millón y medio de barriles por día, insostenible y que no se puede pagar, que hasta ahora se pagó con deuda externa que ya no se puede pagar.

Es necesario hacer descender ese consumo a unos 500.000 barriles por día, como era en España en la década de los 70, y que se puede conseguir sin mayores traumas, bajando la velocidad máxima de los vehículos a la mitad, es decir, a 60 Kms/hora en autovía, 30 Kms/hora en ciudad y adoptando vehículos de muy alta eficiencia, y potenciando el transporte alternativo.

,,

Por Armando

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.