Informe bomba del Fondo Monetario Internacional ocultado por la prensa española

Este informe augura la muerte de España, de Uruguay, de Chile y de todos los países sin petróleo ni gas.

Lo vengo diciendo yo de hace años, pero ahora lo dice hasta el FMI.

IMF warns of oil scarcity and a 60% oil price increase within a year
http://www.crudeoilpeak.com/?p=3054

El FMI advierte de carencia de petróleo y aumento del 60% en un año.

Actualmente está alrededor de u$d 120 el barril, así que de aquí en doce meses sube a más de $ 180 el barril, vamos, a u$d 200 el barril en números redondos.  Eso para España, para Europa, y para los pequeños países importadores totales de petróleo como Chile y Uruguay, esto es la ruina total.

Y se va a poner peor, vean aquí con sus propios ojos la gráfica de subida de petróleo de aquí a 20 años, sobre todo noten el súbito aumento que se viene ahora ¡más del 200%!. Y no, Arabia Saudita ya NO tiene más reservas que soltar, su producción disminuye inexorablemente, y ellos mismos lo dicen.

¡ Esta gráfica es del informe del FMI, no es mía, esto anuncia la muerte de todos sus sueños y esperanzas, de todos!

Click en la imagen para verla a mayor tamaño, descargarla

El FMI piensa que su informe PUEDE SER DEMASIADO OPTIMISTA

“Unlike in the model, real economies have many and highly interdependent industries. Several industries, including car manufacturing, airlines, trucking, long-distance trade, and tourism, would be affected by an oil shock much earlier and much more seriously than others. The adverse effects of large-scale bankruptcies in such industries could spread to the rest of the economy, either through corporate balance sheets (intercompany credit, interdependence of industries such as construction and tourism) or through bank balance sheets (lack of credit after loan losses).

«Las economías reales tiene muchas industrias interdependientes. Muchas industrias incluyendo compañías aéreas, automóviles, transporte en camiones, comercio a larga distancia y turismo serán afectadas por el Choque Petrolero mucho antes y mucho más fuerte que otras. Los malos efectos de bancarrota a gran escala de esas industrias pueden extenderse al resto de la economía.»

Finally, the simulations do not consider the possibility that some oil exporters might reserve an increasing share of their stagnating or decreasing oil output for domestic use, for example through fuel subsidies, in order to support energy-intensive industries (for example, petrochemicals) and also to forestall domestic unrest. If this were to happen, the amount of oil available to oil importers could shrink much faster than world oil output, with obvious negative consequences for growth in those regions”

«No se consideró la posibilidad de que algunos exportadores de petróleo pueden retener una parte creciente de su producción en decadencia, para el uso doméstico sea a través subsidios al consumo nacional, o para mantener industrias petroquímicas de alto consumo, y para evitar revoluciones nacionales.  Si esto ocurriera, el petróleo disponible para los países importadores disminuirá aún más rápido, con obvias consecuencias negativas para los países importadores.»

Recomendaciones políticas del FMI.

“Regarding policies aimed at lowering the worstcase risks of oil scarcity, a widely debated issue is whether to preemptively reduce oil consumption— through taxes or support for the development and deployment of new, oil-saving technologies—and to foster alternative sources of energy. Proponents argue that such interventions, if well engineered, would smoothly reduce oil demand, rebalancing tensions between demand and supply, and thus would reduce the risk of worst-case scarcity itself.

«En cuanto a políticas dirigidas a disminuir los peores riesgos de la carencia de petróleo, se discute si reducir el consumo de petróleo DE ANTEMANO -mediante impuestos, o favoreciendo tecnologías de ahorro de petróleo, y favorecer nuevas fuentes de energías alternativas.

Los proponentes dicen que tales intervenciones, si se hacen bien, reducirían suavemente la demanda de petróleo, reequilibrando tensiones entre la oferta y la demanda, y reducir el riesgo del peor caso de carencia.»

☼  El Informe Bomba del FMI puede Ud descargarlo aquí (pdf en inglés)

http://www.imf.org/external/pubs/ft/weo/2011/01/pdf/text.pdf

CONCLUSIONES

El Uruguay, que ha perdido el tiempo miserablemente siete años con Tabaré y con Mujica y no han hecho nada en este tema -no han mejorado las instalaciones de ANCAP para refinar asfaltos y crudos pesados de Venezuela, distraídos por cantos de sirenas, que si cambiar a Carbón, que si la blableta de la Central Nuclear Imposible, que si la blableta del Terminal Criogénico, que si la blableta de encontrar petróleo en el mar-  el Uruguay va a ser machado cosa horrible por este tema.

Y se hubiera podido salvar, de hacer las cosas como dije yo: refinar crudos pesados sulfurosos, usar el azufre para montar una razonable industria química nacional; es imposible sin azufre porque el ácido sulfúrico es la clave para sintetizar y purificar otros compuestos.

En cuanto a España, con el consumismo terrible de esa gente, van cantando y bailando p’al carnero.

PARA SABER MÁS

CRUDE OIL PEAK

http://35.181.69.170/a-septiembre-crash/

Obama ahorrará petróleo, seguro

Brasil, importador de petróleo

Apocalipsis, dice Newsweek

Argentina se le acaba el gas y el petróleo

Recesión por Pico Petrolero y Electricidad Cara

☼  Observatorio Unión Europea de Precios de Energía

http://ec.europa.eu/energy/observatory/oil/bulletin_en.htm

,,

Por Armando

2 comentarios en «El FMI anuncia brutal aumento del precio del Petróleo»
  1. A MÁS DE 100 DÓLARES EL BARRIL LA CIVILIZACIÓN ENTRA EN EL PRINCIPIO DE SU AGONÍA
    En adelante, el precio del petróleo y el de todas las energías, estará siempre al alza por tres razones principales de origen geológico, económico y geopolítico. Hemos alcanzado el máximo de producción mundial de hidrocarburos líquidos. Desde el inicio de la extracción industrial de petróleo, la mitad de las reservas originales se ha consumido. El petróleo que resta por extraer, requerirá de muchas más inversiones por una calidad menor, los precios aumentarán mientras que la producción disminuirá. Hemos entrado hoy, en la era del decrecimiento geológico de la producción mundial de petróleo. La demanda de petróleo es estructuralmente superior a la oferta. Todo el mundo quiere petróleo, fuente de energía esencial para el mundo del desarrollo industrial. La gente ya no puede vivir sin petróleo, es adicta al petróleo. Ese es el origen del choque petrolero actual mas duradero que aquellos provocados por la política de los años 70. El petróleo es la guerra. Donde hay petróleo, siempre existe una élite dirigente que vive de su renta, frecuentemente a costa de la población, y esos países son vistos por el comportamiento depredador de los grandes consumidores como Estados Unidos, la Unión Europea y la China. La guerra de Irak es un ejemplo de esta “petrovoracidad” industrial, como recientemente confesó Alan Greenspan. Las otras razones son marginales. Un ciclón tropical en el Golfo de México, una huelga en Nigeria o Arabia Saudita, una especulación en los mercados de materias primas… todo esto llega en ocasiones y empuja al alza el precio. Pero pasados estos episodios, el precio del barril no desciende a su mínimo. Los optimistas no pueden explicar el por qué en 1.998 el barril costaba solo 8 dólares, y ahora —2.011— ronda los 120 dólares. El modelo del mundo que percibe el occidental promedio es que el mercado y la inventiva humana resolverán el problema del fin de las energías fósiles baratas y el cambio climático. ¡Qué ceguera! Si quieren conservar los principios de su sociedad, que son la paz, la solidaridad y la democracia, no tienen otra opción que el decrecimiento rápido de la huella ecológica de las sociedades industrializadas, en particular el decrecimiento de nuestro consumo de energías fósiles. Su sueño de crecimiento infinito contra la evidencia de los limites geofísicos, persisten incluso, después del “Grenelle de l’environnement”. El primer sueño que seduce los espíritus productivistas: más inversiones en exploración nos permitirán descubrir y extraer más petróleo. Por desgracia, después de 100 años de búsqueda geológica, las reservas son casi todas conocidas. Desde hace 40 años, el volumen de descubrimientos anuales disminuye. Ninguna inversión, ninguna tecnología creará el petróleo que no existe. Un segundo sueño imagina que los progresos tecnológicos pueden aumentar la tasa de recuperación de los campos de petróleo, es decir, el porcentaje de reservas originales recuperadas con respecto al volumen total en el sitio. Ese porcentaje es hoy en día del 35% en promedio. “Una ganancia de 1% de la tasa de recuperación equivale a dos años y medio del consumo mundial! Nuestra ambición es de poner en promedio en 50%”, afirma Andrew Gould, PDG de la petrolera Schulmberger. Pero la tasa de recuperación depende esencialmente de la geología del yacimiento. Y puede variar de un 3% para un yacimiento compacto fracturado a un 85% para un yacimiento poroso y permeable. Ninguna tecnología puede transformar un yacimiento compacto en un yacimiento poroso. Otro sueño persistente en la imaginación de los creyentes en la abundancia eterna de la naturaleza: la tecnología contribuirá al crecimiento de las reservas; ella demostrará que aún tenemos 40 años de reservas de petróleo, 60 años para el gas y 250 años para el carbón; y ella disminuirá los costos de extracción. La realidad es otra cuando nos damos tiempo de examinar las estadísticas como lo hacen los expertos de ASPO. Lo que cuenta en efecto, no es el número de años que nos permiten las actuales reservas de petróleo, sino el momento en que la extracción alcanzará su pico para después declinar inexorablemente. En el caso del petróleo lo hemos alcanzado. El ultimo sueño se expresa como una evidencia del sentido común del credo científico: la tecnología encontrara las energías sustitutas cuando la producción de petróleo decline. Pero ¿es que existe una energía tan barata, tan manejable, tan fácil de transportar, de procesar y con un uso tan versátil como el petróleo? ¡Ninguna! Los aviones no despegan con uranio ni con eólica. Ni con agro-carburantes como el etanol cuyo atragantamiento es debido a que el lobby “cerealero” desprecia cualquier reflexión sobre el balance ecológico y energético. El petróleo es un conjunto maravilloso de moléculas que han posibilitado la fabricación y la distribución de millares de objetos y de servicios en nuestra vida cotidiana, vehículos, alimentos, medicamentos, plásticos, textiles… y es también contaminante, de la cual debemos deshacernos rápidamente so pena de tener un caos climático, económico y social. La única política susceptible de evitar esta CATÁSTROFE es la de la sobriedad, es decir, el decrecimiento franco y regular del consumo de petróleo en los países de la OCDE. Esta política no es una adaptación ligera o un problema técnico pasajero, es un cambio de civilización debido al fin del mundo tal y como hoy lo conocemos. Españolitos ¡Preparaos para la gloria! ¡Esparta vuelve!

  2. Muy buen comentario.
    Tú sabes cómo era la sopa negra que comían los espartanos? Una especie de morcilla líquida, espantosa. Uno de Atenas que la probó ironizó, «ahora sé porqué los espartanos no le tienen miedo a la muerte».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.