Occidente le pone trabas: China compra minerales y combustible en África. A pesar de todo África sale ganando.

Desde hace un par de años por toda África y Asia los chinos hacen buenos negocios. Pero también construyen carreteras, ferrocarriles, hospitales y escuelas donde no había.
En Nigeria China promete gastar 4 millardos u$a “billions”, en infraestructura como ferrocarriles, teléfonos y centrales eléctricas a cambio de derechos preferenciales sobre petróleo. Shell le va a vender su parte en ciertos yacimientos a la CNOOC, una compañía petrolera estatal china.
También invierten en Rio Tinto, la compañía minera más importante del mundo, para asegurarse mineral de hierro. Invierten en la compañía Rusal de aluminio y en Yemen compran un campo petrolífero por 465 m u$a.

Chinito se come el mundo !

En 20 años la demanda china de materias primas como el cobre ha crecido inmensamente y si hace diez años consumían la décima parte de la producción mundial, ahora es la cuarta parte. Parecida cosa con hierro, aluminio, carbón. Ha pasado a ser el mayor consumidor de petróleo del mundo, y si antes su producción nacional le alcanzaba ahora importa la mayoría que consume.
No solo les preocupa asegurarse las materias primas, también les interesa que aumente la producción, para que los precios no se disparen. Además, al poseer o invertir en estas compañías se aseguran que los aumentos de precios les den más dinero: ganan a la entrada y a la salida.

A veces le ganan a las compañías occidentales con superior oferta y mejorando las condiciones de la nación productora. En Gabón cerraron un trato por 3 mil millones de dólares por una mina de hierro en Belinga, comprometiéndose a construir un ferrocarril de 500 km. para unir la región a la costa. Una compañía inglesa había rechazado el proyecto por demasiado caro.
Es contar y no acabar, hay cientos de ejemplos así. La China paralizada por el comunismo con la consigna de Deng Xiaoping “Una nación, dos sistemas” el capitalismo le ha inyectado vitalidad y el país dormido que Napoleón temía, se ha despertado.

El mundo cambia aceleradamente. Pero Uruguay y los demás latinoamericanos ni se alían con EE.UU. para enfrentarse a este desafío global promoviendo el comercio y el desarrollo de todo el continente americano, ni aprovechan las oportunidades comerciales e industriales de las nuevas potencias emergentes -China, India, los árabes, Rusia- ni entre ellos se entienden: sigan durmiendo, que China ya no duerme.
Parálisis de país gobernado por vejestorios.

Por Armando

2 comentarios en «China compra África»
  1. No le conviene a Uruguay aliarse con EUA, una potencia en caída. México lo ha hecho así y le ha salido caro: medio país sumido en la pobreza, paralizados por el narcotrafico, con el crimen a la orden del día.
    Mejor seria buscar una alternativa, como Brasil lo ha hecho con China, lo que le ha permitido despegar como potencia.
    Sudamérica seria mucho mas fuerte unida, una verdadera potencia, tan fuerte que hasta los mismísimos EUA le temerían,

  2. Temer los EEUU a Latinoamérica!!! jua, jua, jua. ¿Cuantas bombas de hidrógeno tiene Argentina? Esto de temer me recuerda aquel portugués que se había comprado una coraza y se la puso, y se miró al espejo se asustó y decía.
    — «Desde que me vejo armado, de mi mesmo é medo !»
    Mejor se dediquen a trabajar que se les da bastante mal; mejor dicho, mejor sigan con la milonga criolla y sigan echándole la culpa a los demas de sus faltas propias.
    En cuanto a la gran potencia Brasil, ¿Ud sabe cuantos pobres, pero muy muy pobres hay en Brasil? Creo que son más que gente hay en Argentina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.